Planes para hacer en Valencia con niños

Planes para hacer en Valencia con niños

La ciudad del Turia se ha convertido hoy en día en una de las capitales que mas ofrece y si estas pensando en visitar Valencia con niños no te puedes perder nuestra guía sobre las mejores atracciones que ofrece la capital de la Comunidad Valenciana. Se trata de un destino genial pues la mayoría del año goza de un buen clima, una gastronomía envidiables y tiene un pasado histórico como muchas otras ciudades no conservan.

Es posible, que se te ocurra la idea de contratar un Free City Tour por Valencia, pero si vas con niños pequeños, no te lo recomendamos, pues las explicaciones de los guías están mas pensadas para adultos y es posible que los peques de la casa se aburran bastante.

La capital cuenta con una red de transporte repartida entre metro, tranvias y autobuses, aunque si os lleváis el coche, siempre que aparquéis por las zonas limítrofes del río, no habrá problema. El centro, es completamente desaconsejable en coche, ya que hay zona azul, amarilla, roja, morada… vamos de todos los colores y cobran un ojo de la cara. Igualmente, en algunos centros comerciales también te cobran por aparcar, así que mucho ojo donde os metéis.

Alojamiento en Valencia

Sobre el alojamiento, desde el inicio del Covid19 el gobierno de la Generalitat puso en marcha un programa de bono viajes con el que puedes recuperar el 70% del gasto en hoteles, así que si tienes buen ojo, puedes conseguir pasar 3 o 4 días en la capital por apenas 50 euros. Eso si, si no te apuntaste ya al bono viaje, olvídate hasta el semestre que viene, porque ya esta todo el pescado vendido. No obstante, existen una amplia oferta de apartamentos vacaciones por apenas 30 euros el día y es increíble lo bien acondicionados que están algunos.

Planes para hacer en Valencia con niños

1 Recorrer la ciudad vieja

Pasear por las calles de la ciudad vieja es impresionante. Aunque la muralla de la antigua ciudad no se conserva, si que lo hacen las puertas de la misma, que son de obligada visita y las que se puede acceder salvo los días de lluvia (demasiados patinazos por las escaleras, han obligado al cierre de la actividad cuando el sueño esta mojado). Otra de las cosas que no os podéis perder, es el ascendo de los 208 escalones del Miguelet, desde donde contemplar una alucinante panorámica de la ciudad.

A su lado, la catedral de Valencia, la basílica y como no, todo el casco antiguo. Un laberinto de pequeñas calles que conservan todo el encanto medieval y te trasladan a otra época.

Entre calles podréis encontrar joyas como la capilla sixtina de Valencia, la pequeña iglesia de San Nicolas, a la que se puede acceder con una entrada combinada con el museo de la Seda. Mucho ojo si queréis entrar a San Nicolas, porque las colas para poder hacerlo suelen ser largas. Eso si, la visita merece la pena y de paso podréis contar a vuestros peques como como Santa Claus se convirtió en quien es hoy.

2 Comerte el helado Nº 1 de España

Bueno, no es que actualmente lo sea, pero gano dicho premio hace algunos años y la verdad, que mecerá la pena cada céntimo que cuesta. Esta riquisimo. Ademas, aparte del ganador, podréis degustar una variedad de sabores alucinante. Por lo tanto, de obligada visita, la heladería.

Puede que no parece uno de los mejores planes para hacer en Valencia con niños, porque no dura mas que 5 minutos… pero ¡ay amigos! Que 5 minutos de puro placer en el paladar. Recordad su nombre. Helado de chocolate blanco con galleta. Sensacional.

3 Descubrir su arquitectura medieval

Muy cerquita de la heladería tenéis el acceso a la torre de la catedral de Valencia, también conocida como La torre del Miguelete. La subida es dura, pues no hay ascensor y cuanta con una burrada de escaleras, no aptas para las personas que sufran de exceso en las zonas abdominales. Aunque por otro lado, siempre es un buen ejercicio darle a las piernas. Desde lo alto del Miguelete, podréis contemplar unas vistas de la ciudad impresionantes, que os darán una idea de la transformación que ha sufrido Valencia en cuanto a crecimiento en los últimos 20 años.

4 Visitar el Mercat Central de València

Se trata de una construcción moderna que data del año 1914 que se demoro hasta el año 1928. El paso de los años hizo mella en el precioso edificio cuya rehabilitación se inicio a principios del siglo actual. Gracias a esa restauración se puede gozar del mismo con todo su esplendor. En su interior podréis encontrar la friolera de 1200 puestos donde podréis comprar pescado, mariscos, frutas, especias, carnes y embutidos entre otros. Y digo que podréis comprar, porque esta destinado tanto para consumo particular como para los mejores restaurantes de Valencia. Un dato, se trata del mercado de productos frescos mas grande de Europa.

Su arquitectura es todo un hito ya que combina metal, cúpulas, vidrio, las columnas, al mas puro estilo gótico del modernismo. De hecho, casi parece mas una catedral que un centro de comercio.

5 Encontrar la Plaza Redonda

Diseñada por el arquitecto Salvador Escrig Melchor en el 1840, se trata de uno de los lugares singularmente mas atractivos para visitar en Valencia. En el año 2012 sufrió una importante rehabilitación que le ha sabido devolver toda su grandeza.

Se trata de un lugar casi mágico, rodeado de locales de artesanía y bares de tapas. En uno de los sitios de Valencia donde poder encontrar, ademas, encajes, bordados o telas utilizadas para los trajes de falleras, cuyo valor es espectacular.

El acceso se hace mediante «tuneles» o «soportales» situados en cuatro calles que convergen en este precioso espacio. Desde luego, es un sitio que no te puedes perder.

6 Visitar el Museo de Soldaditos de Plomo L’Iber

Situado en el palacio de Malferit (vaya nombrecito) fue inaugurado en el año 2007 de mano de una fundación privada. Quizás el dato mas destacable del museo es que expone 97.000 figuras de plomo, pero realmente cuenta con un fondo de casi 1.000.000 de figuras que forman la colección completa. El hombre capaz de conseguir reunir semejante colección fue Alvaro Noguera, un empresario Valenciano, fallecido en el año 2006, quien solo pretendía cumplir el sueño de su infancia.

Hoy en dia, ostenta el record Mundial, reconocido por la World Record Academy de ser el museo mas completo y que mayor numero de piezas tiene en miniatura. Otro dato curioso es que pese a ser un museo privado, es uno de los mas famosos y visitados de toda la comunidad Valenciana.

7 Visitar el Oceanografico

Este lugar se merece una entrada para el solo, ya que te puedes pasar allí metido prácticamente medio día (la verdad, es que para un día entero no da). Aunque se trata de un lugar, cuyo precio de la entrada es un poco mas alto de lo habitual, no se puede dejar de visitar, ya que lo que ofrece encantara tanto a pequeños como a mayores.

En su interior podreis contemplar más de 45 000 ejemplares de unas 500 especies diferentes: entre ellos delfines, belugas (creo que es el unico lugar del mundo donde las tienen en cautividad), morsas, leones marinos, focas, pingüinos (son unos payasetes, por cierto), tortugas, tiburones, rayas, peces sierra, medusas, estrellas, erizos, crustáceos, y lo dejo ya, porque no acabamos hasta mañana.

Esta dividido en secciones que representan los ecosistemas marinos mas importantes del planeta, como por ejemplo el océano Antártico, el Ártico, o el mar Rojo. Pero como dije al principio, se merece una entrada de blog para si mismo y la tendremos en breve.

Información ampliada aqui: Visitar el Oceanografico con niños.

8 Museo de las artes y las ciencias

Si para ver el Oceanografico te sobra con medio dia, para poder disfrutar del museo de las artes y las ciencias al completo, te van a hacer falta dos dias… Nosotros de hecho, pasamos el dia entero alli dentro, y no conseguimos ver la segunda planta, porque no nos dio tiempo.

Es una pasada de museo donde la norma principal es «toca todo lo que puedas». Y es una pena, porque desgraciadamente debido al covid19 han tenido que deshabilitar muchas cosas para evitar contagios, pero aun asi es super interactivo.

Por otro lado, nos os podeis perder dos cosas, imprescindibles. El taller de Electricidad, que es una autentica pasada, super divertido… y la segunda, mejor aun, es la posibilidad de viajar al espacio en un simulador del transbordado espacial. Os juro por mi vida, que ha sido de las mejores cosas que he hecho en mi vida. Todavia me emociono al recordarlo.

Al igual que al Oceanografico, en breve le dedicaremos una entrada completa al museo de las artes y las ciencias, ya que este es probablemente el mejor de los planes para hacer en Valencia con niños

9 Consejos

Valencia es ENORME. Así que ya sabéis… calzado super cómodo, bambas o deportivas, de las acolchaditas y agua en la mochila. Aunque al ser una gran ciudad, también es cierto que ofrece una amplia variedad de locales gastronómicos donde reponer fuerzas.

Repito de nuevo. Valencia es ENORME, aunque 3 días bastan para ver las atracciones principales de la ciudad. No obstante, nos hemos dejado muchas cosas en el tintero, como por ejemplo el Parque Gulliver (que ya visitamos hace años), un paseo en barca por la Albufera, y un largo etcétera… Como veis, os hemos traído una amplia variedad de planes para hacer en Valencia con niños

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *