El castillo de Orihuela

El castillo de Orihuela se encuentra en el monte de San Miguel, en lo alto de una roca a 240 metros en la sierra de Orihuela. Al pie se encuentra la población y desde la posición mas elevada, domina visualmente toda la Vega baja del Segura.

Era una antigua alcazaba musulmana, de la cual sus muros descendían hasta el mismo río y abarcaban al pueblo. El lugar se caracteriza por su importancia estratégica dentro de la Vega del Segura, pues controla el paso de Murcia a las tierras de Alicante.

Fue construido en siete círculos, estando reservado el superior para los altos cargos militares. Actualmente se pueden ver aún grandes tramos de sus murallas, así como restos de algunas torres. También pueden distinguirse los distintos elementos incorporados en sucesivas épocas.

De él dijo el cronista Jerónimo Zurita (en el siglo XVI) que era llave y defensa de todo el reino de Valencia. Así mismo, el Canciller Ayala dijo que era uno de los castillos más fuertes y hermosos. Su fama de inexpugnabilidad vino consolidada en la Guerra de los Dos Pedros al hacer falta doce años de asedio para poder tomarlo, existiendo crónicas, que cuentan que la rendición vino dada no por toma sino por falta de alimentos de los moradores (contando que incluso hubieron de acudir al canibalismo)

Antes de iniciar la subida, el almuerzo en el Seminario.
Esta curiosa formación, tiene el nombre de «La bañera del bebe de la reina»

Aparte de la bañera del bebe y de la propia de la Reina, también podréis ver la «Cueva del Calor», una pequeña cavidad en la tierra de la que emana aire muy caliente… un fenómeno que sorprenderá a los pequeños… y a los no tan pequeños, jaja.

Consejos:

Como de costumbre… evitar los meses de calor: La subida hasta el seminario se puede hacer en coche, aunque los campeones de verdad la hacemos a pie, jejeje

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *